Cuáles son los derechos del inquilino en un piso compartido

Ante la crisis económica de nuestro país, cada vez son más los españoles que optan por alquilar un piso compartido. Pero a pesar de que esta es una buena opción para habitar un espacio, existen algunos tipos de contratos donde los derechos del inquilino en un piso compartido no son los mismos.

derechos inquilino piso compartido

Tipos de contratos donde figuran los derechos del inquilino en un piso compartido

A la hora de alquilar una vivienda de manera compartida, puede darse el caso de que sean varias personas las que firmarán un compromiso a través del contrato de arrendamiento, mientras que también puede darse el caso en el que exista un solo firmante y la vivienda sea habitada por un grupo de personas.

El primero indica que, si hay varios firmantes, estos se harán responsables de pagar el alquiler, aunque uno de ellos se mude de la propiedad. El segundo significa que una sola persona, el firmante, será en responsable por el pago de la vivienda, mientras que los demás no tendrán la obligación de hacerse responsables por el mismo.

Cuáles son las obligaciones del propietario y los derechos del inquilino en un piso compartido

Primero que nada, debes saber que los alquileres de pisos compartidos están regidos o controlados por el Código Civil y no por la LAU, es decir, la Ley de Arrendamientos Urbanos, los cuales regulan el mercado de alquileres de viviendas en su estado completo.

Los inquilinos de pisos compartidos están amparados por el Código Civil, por lo que sus derechos son un poco más limitados que en los alquileres tradicionales. Generalmente, el alquiler de piso compartido está orientado hacia los estudiantes, o personas que se trasladan temporalmente a una ciudad por motivos laborales.

Deberes de los propietarios en la contratación de un alquiler de un piso compartido

A la hora de que el propietario de una vivienda desee alquiler su propiedad a varias personas, las cuales serán los firmantes en el contrato de arrendamiento, en el contrato deberá especificarse la siguiente información o condiciones para la efectividad del mismo según la voluntad del propietario:

  • Servicios energéticos que están incluidos en el contrato o que deban ser pagados de forma adicional al monto del alquiler del inmueble como el gas, el agua y la energía eléctrica. Esta deberá ser un gasto compartido entre los firmantes del contrato.
  • Debe indicar la habitación o las habitaciones que serán ocupadas por los inquilinos, en caso de que sean varios ocupantes.
  • Tiempo de duración del contrato, es decir, el tiempo de permanencia de los inquilinos dentro de la vivienda y la fecha de caducación del contrato.
  • El monto de la mensualidad a pagar periódicamente y la forma de pago.
  • Indicar las áreas comunes con derecho a ser usadas: como el baño, la cocina, sala de estar, entre otros, y las áreas a las que no tendrá acceso él o los inquilinos. Esta condición es importante cuando la vivienda también es ocupada por el mismo propietario. Además, el propietario deberá especificar la normativa para utilizar estas zonas comunes de la vivienda.

derechos inquilino piso compartido

Cuáles son mis derechos como inquilino de un espacio compartido

Los arrendatarios tienen derecho a todas las clausulas o condiciones que han sido estipuladas previamente en el contrato de alquiler. Es decir, que tendrán derecho a permanecer en la vivienda o habitación durante el tiempo indicado en el documento, así como a usar las zonas comunes señaladas y otras condiciones previamente establecidas.

En caso de que la reparación de una tubería u otro elemento haya sido consecuencia de una mala práctica del inquilino, es decir, que haya sido su culpa el daño de un grifo, por ejemplo, este deberá pagar por la reparación.

Es posible que el propietario cuente con un seguro de hogar que pueda ocuparse de reparar este tipo de daños, o bien sea la comunidad de vecinos quienes se ocupen de la reparación cuando se trata de una avería a nivel del edificio.

Puedes saber más sobre los derechos de los inquilinos en un alquiler sin contrato o en una casa de renta antigua.

A qué no tienen derecho los inquilinos que comparten un piso

No obstante, los inquilinos que comparten un piso poseen algunas limitaciones frente al alquiler tradicional. Una de ellas, es que no podrán renovar el contrato a menos que el propietario esté de acuerdo, o que este no esté estipulado en el contrato. Además, el tiempo de permanencia no puede ser mayor a tres años según el Código Civil.

Por otro lado, si el propietario del inmueble desea vender su vivienda, el inquilino no tendrá preferencia para la compra de la misma. Por supuesto, esto dependerá de la voluntad del propietario.

En caso de que el inquilino desee abandonar el inmueble antes de la fecha establecida en el contrato, deberá hacerse cargo de pagar los gastos derivados de su parte en el contrato. Esta situación tiene mayor incidencia en pisos compartidos donde existen varios firmantes en un mismo contrato.

Finalmente, si la vivienda es arrendada por varias personas y cada una de ellas poseen un contrato específico, los demás inquilinos no tienen derecho a decidir quiénes serán los compañeros de piso, pues esta es decisión únicamente del propietario.

Por este motivo, nuestra recomendación es que, si eres inquilino en un piso compartido, deberás cumplir adecuadamente la normativa de convivencia establecida.

Por qué los derechos del inquilino en un piso compartido no están regulados por la LAU

En la Ley de Arrendamientos Urbanos o LAU, se establece que los arrendamientos tradicionales recaen sobre construcciones o edificaciones que son aptas para ser habitadas de manera prolongada, es decir, por un tiempo mínimo de 3 a 5 años, según la nueva normativa que entró en vigencia en marzo del presente año. Puedes conocer la Ley de Arrendamientos Urbanos aquí.

Por supuesto, esto será posible si así lo han decidido ambas partes previamente. Es decir que, si la vivienda es arrendada de forma completa, y los inquilinos pretenden habitarla de manera prolongada con la finalidad de desarrollar su vida privada, y componer un hogar, los inquilinos tendrán mayores derechos, los cuales están protegidos por la LAU.

Sobre pisos compartidos

Cuando se trata de pisos compartidos, no se atienden las mismas necesidades, como las descritas anteriormente con respecto a viviendas completas, por lo que el Código Civil es el encargado de regular este tipo de arrendamiento, donde el alquiler de una habitación solo corresponde con una finalidad temporal.

Puedes ver más con el vídeo: